Páginas vistas en total

lunes, 13 de mayo de 2013

Teotihucan- Donde nacieron los Dioses


"Cuando aún era de noche,
cuando aún no había día,
cuando aún no había luz,
se reunieron,
se convocaron los dioses
allá en Teotihuacan.
Dijeron,
hablaron entre sí:
—«¡Venid acá, oh, dioses!
«¿Quién tomará sobre sí,
«quién se hará cargo
«de que haya día,
«de que haya luz?»"

 "Y lo llamaron Teotihuacan,
porque era el lugar donde se enterraban los señores.
Pues según decían:
«Cuando morimos,
«no en verdad morimos,
«porque vivimos, resucitamos,
«seguimos viviendo, despertamos.
«Esto nos hace felices»
[...]
Decían: «se hizo allí dios»,
quiere decir que allí se murió."

Primeros memoriales de Bernardino de Sahagún

Salimos de una nube de smog que cubre la ciudad de México. No imaginé lo que me esperaba fuera de la capital. Despues de pasar barrios de "paracaidistas" (gente que viene al DF a trabajar y se asientan en cualquier lado). A una hora más o menos aparecemos en una enorme explanada. Cuesta creer lo que estoy viendo. Una ciudad perfectamente organizada, con una avenida principal (la calzada de los muertos) y dos pirámides enormes (la del Sol y la de la Luna). Plazas, viviendas, talleres...
Teotihuacan data de una época conocida como "Preclásico Tardío" que abarca desde el 400 A.C al 150 D.C. No conocían herramientas ni metales,tampoco la rueda. No domesticaban ningún animal. Todo el enorme conjunto fue construido por manos, brazos y piernas humanos. Las pirámides estaban orientadas para señalar la llegada de las lluvias y estaban coronadas por observatorios dónde se estudiaban los planetas y su movimiento.
Los especialistas no tienen claro quién habitó Teotihuacan Su fundación (200 A.C) coincide con el florecimiento de la cultura Olmeca y éstos podrían ser sus primeros habitantes. La cultura Olmeca presenta muchísimas dificultades y es un reto para los estudiosos de mesoamérica. Por su complejidad, por sus aportaciones arquitectónicas y artísticas sus similitudes con la cultura egipcia y fenicia, y piezas desconcertantes como cabezas con rasgos negroides... Algunos investigadores ven a la cultura Olmeca como una prueba sólida del vínculo de Mesoamérica con las estirpes de faraones negros... pero eso es harina de otro costal.
No solo las pirámides son impresionantes, El templo de Queztzalcóalt impresiona por la riqueza de sus piezas que representan al propio Quetzalcóalt, la serpiente emplumada, el dios-rey humano y divino al mismo tiempo, el dios de la vida, de la luz, de la sabiduría, de la fertilidad y del conocimiento, patrón del día y de los vientos, el regidor del Oeste. Los primeros cronistas españoles atribuyeron esta imagen a Santo Tomás que había cruzado el mar antes que Colón para evangelizar a los indios. Una leyenada entre divina y humana que al marcharse prometió que volvería y los nativos lo vieron reflejado en el conquistador Hernán Cortés. También aparece representado Tláloc el Dios del Agua entre conchas y caracolas.
Lo más raro de Teotihuacan  no es el templo, o la extraña abundancia de dragones en sus pinturas. Lo más raro es que, de forma relativamente repentina, abandonaron la ciudad en el año 650 D.C. El abandono repentino de ciudades es un gran misterio en Mesoamérica, hablaremos del caso de los Mayas en Palenque... Algunos hablan de epidemias, tensiones sociales, aunque la teoría del cambio climático es la más sólida...
Teotiahucan nos enseña muchas cosas. Nos enseña el "occidentocentrismo" de las interpretaciones históricas y antropológicas. Nos pone alerta de la gran ignorancia sobre la historia de los pueblos ancestrales y su cosmovisión. Hace pensar sobre los vínculos entre culturas de África y América. Quizás abandonaron la ciudad hermosa, inmensa por las mentiras de sus gobernates, las tasas de desempleo de hasta el 25% o la mejor situación de otros lugares donde sus gobernantes hacían más y mentían menos... 


Tláloc, Dios de la LLuvia

Tláloc Dios de la LLuvia con conchas y caracolas

Pirámide de la Luna

Quetzalcóalt


Templo Quetzalcóalt


Templo Quetzalcóalt


No hay comentarios: